Feeds:
Entradas
Comentarios

Felices fiestas y felices sueños

Cuando el mejor regalo navideño es que tu hija te diga “mamá” en Nochebuena…

20131225-102859.jpg

Per Roger Tallada

Gold Dust by Tori Amos:

El sol pasando entre las hojas de los árboles, tirados en el césped de un parque de Vitoria, reflejándose en tu cara y en tus ojos cuando me miras y sonríes y me coges la mano. Siento un amor inmenso y tranquilo y quieto. Jamás me he sentido tan feliz.

El día que ella llegó, la experiencia física más intensa que haya experimentado nunca. El dolor se convierte en una revelación de mi fuerza. La abrazo y no soy capaz de figurarme cuánto voy a amar a esa cosita. Jamás me he sentido tan satisfecha conmigo misma.

La vida es polvo de oro que se nos escurre entre los dedos. Saborea cada motita.

¡He vuelto! Más o menos…

Hace más de seis meses que no daba señales de vida y creo que si miran la entrada anterior a esta comprenderán el motivo. Sí, lo sé, no es del todo excusa pero ahí lo tienen… Soy madre, qué cosas.

Un bebé de dos meses y medio ocupa casi cada minuto de mi tiempo. Día y noche. Por mucho que los que ya son padres te adviertan de la que te espera nunca puedes hacerte una idea de lo que es hasta que llegas a casa del hospital con esa cosita indefensa sin saber muy bien qué hacer con ella. Por mucho que leas, por mucho que te informes, por mucho que te expliquen… eres madre pero no tienes ni puñetera idea de qué se supone que se espera de ti. Así qué improvisas, sigues tu instinto y procuras que no le falte alimento ni cariño, que duerma de vez en cuando y no tardas en cambiarla cuando se ensucia. Y así, muerta de sueño y de cansancio, vas tirando y lidiando con lo que se presente.

20130620-121248.jpg

Por lo que se ve no lo estamos haciendo del todo mal porque la peque crece y nos sonríe. Pero seguimos sin tener ni idea, hacemos lo que buenamente nos parece mejor. No hay manuales infalibles para estos casos, me temo.

Tampoco con lo que te cuentan sobre cómo “te cambia la vida” y pasa a ser tu prioridad número uno puedes llegar a hacerte una idea. Todo lo que te dicen multiplícalo por 10. Y te quedas muy muy corto.

Nunca me han entusiasmado los bebés. Nunca había cogido en brazos a ninguno, no me hacía especial ilusión como a otra gente. Por eso no tenía muy claro hasta hace poco si quería tener hijos. Pero ¿cómo iba a perderme tamaña aventura? ¿Cómo iba a renunciar a experimentar algo tan grandioso? Me gustan los niños, pero cuando ya son lo suficientemente grandes como para interactuar y jugar y entender lo que les dices. Nunca había cogido a un bebé. No sabía qué pasaría cuando el bebé fuera el mío, si sabría hacer lo necesario, si sería buena madre. Lo que no imaginaba siquiera es que toda la vida me haré esa pregunta.

Cuando me pusieron encima a esa cosa resbaladiza por la que llevábamos esperando tantos meses, que se movía convulsa y empezaba a llorar porque la había hecho salir de su mundo seguro y feliz sentí muchas cosas intensas, pero no amor instantáneo. Nunca he sido tampoco de enamorarme a primera vista, a mí se me enamora poco a poco. Y ella me tiene ya completamente enamorada, un amor tan grande e incondicional que nunca me creí capaz de sentir, pero ha ocurrido cuando nos hemos ido conociendo. Antes de llegar a interactuar demasiado conmigo ya era el amor de mi vida y el bebé más adorable del universo. Y ese amor, que crece y se expande y lo impregna todo y rebota hacia su padre cuando los veo juntos, no se parece a ningún otro que ni siquiera pudiera imaginar.

Así que inauguro nuevas etiquetas y nueva categoría en el blog y cuando la princesa me deje un minuto libre o cuando, como ahora, duerma pacíficamente encima de mí, intentaré explicar mis nuevas experiencias en esta aventura a la que nos hemos tirado de cabeza y sin red salvavidas.

20121225-114856.jpg

Este año, pese a crisis o malos augurios, va a ser muy especial para nosotros… Os deseo que sea igual de emocionante para vosotros.

My Blueberry Girl

Ladies of Darkness, and Ladies of Never- You- Mind,
this is a prayer for a Blueberry Girl.

First: May you ladies be kind.
Keep her from spindles and sleeps at sixteen;
Let her stay waking and wise.
Nightmares at three, or bad husbands at thirty;
These will not trouble her eyes.

Dull days at forty, false friend at fifteen;
Let her have bright days and truth.
Let her go places that we’ve never been;
Trust and delight in her youth.

Ladies of Grace, and Ladies of Favour,
and Ladies of Merciful Night,
this is a prayer for a Blueberry Girl,
Grant her your clearness of sight.

Worlds can be worrisome, people complex;
Motives and manners unclear.
Grant her the wisdom to choose her path right,
Free from unkindness and fear.

Let her tell stories, and dance in the rain,
Somersault, tumble, and run;
Her joys must be high as her sorrows are deep,
Let her grow like the weed in the sun.

Ladies of Paradox, Ladies of Measure,
Ladies of Shadows- That- Fall;
this is a prayer for a Blueberry Girl,
Words written clear on the wall.

Help her to help herself, help her to stand,
Help her to lose, and to find.
Teach her we’re only as big as our dreams,
show her that fortune is blind.

Truth is a thing she must find for herself,
precious, and rare as a pearl;
Give her all these, and a little bit more,
gifts for a Blueberry Girl.

NEIL GAIMAN

 

Hay épocas en las que todo parece salir mal. Y luego llegan épocas mejores. La vida consiste en esa balanza.

Deseando sumergirme en las aguas turquesas de las calas vírgenes de Menorca…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.